Lunes , octubre 22 2018

Suscribete gratis a nuestro boletin semanal

VISIONA . DESARROLLADORES . CONECTADOS .

Suscribete nuestro boletin semanal

PATROCINADORES
.
Home / Industria y Negocios / Tecnología es la “manzana de la discordia” en la guerra comercial entre EEUU y China

Tecnología es la “manzana de la discordia” en la guerra comercial entre EEUU y China

Las hostilidades entre ambas naciones se recrudece después de que Trump impuso a China aranceles por 50 mil mdd al rubro de tecnología; la respuesta de China podría también dirigirse a la cadena nacional de suministro estadounidense.

ElectronicosOnline.com Magazine / Oswaldo Barajas

Aunque las relaciones diplomáticas entre los presidentes de Estados Unidos y China parecían ir por buen camino tras las recientes reuniones entre ambos mandatarios, nuevamente queda entre dicho una reconciliación definitiva, luego que Donald Trump anunció la imposición de aranceles del 25% sobre importaciones de tipo tecnológico provenientes del país asiático.

 

Esta decisión fue dada a conocer por la administración del presidente Trump mediante un comunicado en el que se explican las razones por las que el gobierno estadounidense decidió aplicar el cobro equivalente a unos 50 mil millones de dólares en productos de China que contienen “tecnología industrialmente significativa”.

La medida entró en vigencia el pasado 6 julio y según detalla el documento emitido por la Oficina de Comercio Exterior de Estados Unidos, donde se detalla esta medida es en respuesta a lo que ellos llaman una relación comercial injusta con China, y que esta medida servirá para prevenir mayores transferencias indebidas de tecnología y propiedad intelectual estadounidense a China, con lo que se protegerán los empleos norteamericanos.

El presidente Trump había tomado la decisión en medio de una reunión celebrada en la Casa Blanca con su secretario de Comercio, Wilbur Ross; su secretario del Tesoro, Steven Mnuchin; y su responsable de Comercio Exterior, Robert Lighthizer. “De manera adicional, servirá como un paso inicial para traer el balance comercial entre Estados Unidos y China”, apuntó Trump.

Ante esta decisión, China no tardó en reaccionar indicando que activaría mecanismos arancelarios de igual magnitud y potencia que las impuestas por Estados Unidos sobre productos chinos.

Tras el anuncio de esta nueva medida que entró en vigencia desde el pasado 6 julio, se abre nuevamente una grieta comercial entre estas dos grandes economías mundiales donde la industria tecnológica es victimizada.

   

A un paso de una guerra comercial con la tecnología como chivo expiatorio

- PUBLICIDAD -

En reiteradas oportunidades Washington había amenazado con nuevos aranceles en caso de que China respondiera con una medida similar a la suya.

China, por su parte ha advertido que responderá a la Casa Blanca con gravámenes del 25% a un total de 106 productos de Estados Unidos, entre los que figuran la soja, autopartes electrónicas, vehículos y aviones, por un valor similar al establecido por la nación norteamericana ($50.000 millones).

Es por ello, que sin temor a desatar una guerra comercial entre ambas naciones, Pekín criticó con dureza la postura de la administración de Donald Trump. Como se recordará, tiempo atrás, Washington y el gigante asiático habían mantenido varias conversaciones en las que la situación pareció ser menos tensa que ahora, incluso encuentros esporádicos entre ambos presidentes dilucidaron una posible reconciliación, sin embargo, esto parece ir en picada diplomática nuevamente.

Tecnología aeroespacial y robótica china en riesgo

Desde marzo del presente año, el presidente Trump ya asomaba sus planes de imponer aranceles por la suma de 50.000 millones de dólares a China por el supuesto déficit comercial de Washington respecto a Pekín, por lo que dio paso a un periodo de confrontación comercial entre las dos mayores economías del mundo.

No se hicieron esperar las reacciones del gobierno chino al conocer las medidas tomadas por EEUU en cuanto al cobro de aranceles de importación sobre productos incluyendo tecnológicos, y prometió imponer impuestos a Estados Unidos del mismo orden de magnitud.

   

De esta forma, a través de una lista elaborada por el Gobierno de Estados Unidos se logró identificar unos 1,300 productos chinos a los que planeaba gravar, incluyendo aparatos de tecnología de punta de las industrias aeroespacial y robótica. Estos aranceles se sumarían a los ya impuestos por Trump a nivel mundial a las importaciones de acero (25%) y aluminio (10%).

“Debemos tomar fuertes medidas defensivas para proteger el liderazgo de Estados Unidos en innovación y tecnología contra la amenaza sin precedentes que representa el robo de nuestra propiedad intelectual por parte de China, además de la transferencia forzada de tecnologías norteamericanas y ciberataques a nuestras redes informáticas”, explicó en el reporte de prensa el Embajador Robert Lighthizer.

- PUBLICIDAD -

Revisa también ...

Toshiba se expande en el ‘Silicon Valley Mexicano’

La marca japonesa de tecnología llegó a la ciudad de Guadalajara donde incrementó sus operaciones …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *