Martes , noviembre 20 2018

Suscribete gratis a nuestro boletin semanal

VISIONA . DESARROLLADORES . CONECTADOS .

Suscribete nuestro boletin semanal

PATROCINADORES
.
Home / Software Embebido / Países donde pretenden reemplazar el papel moneda

Países donde pretenden reemplazar el papel moneda

Aunque los activos digitales escapan de los controles financieros, cada vez más atraen la confianza de la sociedad, por lo que algunos países ya planean apostar por la moneda digital pese a que muchos inversionistas se han sumado como detractores.

ElectronicosOnline.com Magazine / Oswaldo Barajas

Desde la irrupción de las criptomonedas al sistema financiero, gobiernos de todo el mundo se han visto seducidos por lo que pareciera ser una alternativa para controlar la fiscalización de esta moneda, e incluso superar sanciones establecidas por otros estados, sin embargo, estos activos virtuales deberán regirse bajo normas establecidas con el fin de evitar sembrar desconfianza entre los inversionistas.

   

El inició de esta efervescencia financiera apareció formalmente en el 2008, cuando Satoshi Nakamoto, creador del Bitcoin, propuso implementar esta moneda virtual como una divisa totalmente descentralizada, sin control del Estado ni de empresas o personas.

Aunque ya se sabía sobre la existencia de otro millar de monedas encriptadas alrededor del mundo, el Bitcoin se convirtió rápidamente en la estrella de las e-monedas, que al igual que Ethereum, Ripple, Cardano, Litecoin, Stellar, IOTA y Tron, fue concebida con la tecnología Blockchain, una cadena de bloques digitales altamente poderoso que imposibilita la repetición de un número de serie y es infinitamente más difícil de modificar con el fin de falsificar la transacción.

Si bien es cierto que la criptomoneda es un activo digital que puede ser utilizado para obtener diferentes beneficios, las autoridades gubernamentales tienen una sola finalidad: desarrollar nuevos métodos de pagos para la compra y venta de bienes del Estado, entre los cuales se encuentra materia prima, alimentos, materiales de construcción, entre otros.

Muchos países buscan en las monedas digitales desarrollar nuevos métodos de pagos para la compra y venta de bienes del Estado, como alimentos, material de construcción, entre otros. Además, intentar independizarse del dólar como moneda reguladora de las finanzas globales.

   

Durante mucho tiempo, la utopía de la e-moneda se desarrolló sin salir del perímetro de una comunidad de apasionados, pero ahora este fenómeno comienza a cruzar fronteras y ya ha irrumpido en países como Irán, Rusia, Venezuela, Suecia, Suiza, Islas Marshall, China, Dubái e Israel, los cuales han manifestado claramente sus intenciones de poner en marcha este mecanismo financiero con el fin de escapar de la dependencia al dólar y posteriormente lograr un reemplazo al sistema económico tradicional regido por el papel moneda.

Rusia y su Criptorublo

Desde finales del 2017 y en lo que va del actual 2018, el presidente de Rusia, Vladimir Putin, ha mencionado la posibilidad de crear una criptomoneda propia, denominada Criptorublo, para potenciar la economía de la nación y dar paso a una libre comercialización con el resto de los países del mundo, principalmente uniendo todo el tráfico de bienes y servicios de Eurasia, África y Sudamérica.

A través de un reporte difundido por la cadena rusa de noticias actualidad RT, los Criptorublos estarían impulsados por la tecnología Blockchain de Ethereum, con lo cual Rusia buscaría eludir sanciones internacionales impuestas principalmente por la Unión Europea y Estados Unidos, disminuyendo así la influencia de este último en asuntos económicos.

Algunos gobiernos están recurriendo a estas tendencias del mundo financiero para lograr superar las sanciones establecidas por otros gobiernos.

   

De manera similar al caso de Irán, el gobierno ruso ha manifestado una política regulatoria estricta respecto a las Ofertas Iniciales de Monedas (ICO) y las criptomonedas como Bitcoin. Se indicó además que no será posible generar nuevos Criptorublos a través de la minería tradicional, sino que se establecería un mecanismo alterno con el fin de tener mayor control.

Una e-moneda en Irán

Con la intención de facilitar la transferencia de dinero a cualquier parte del mundo, el gobierno iraní anunció el pasado 26 de julio el lanzamiento de una criptomoneda nacional, la cual podría entrar en el ecosistema de las monedas digitales en los próximos meses. El anuncio se dio poco después de que el presidente de EEUU, Donald Trump informó que reactivaría las sanciones económicas contra Irán, levantadas durante el gobierno de Barack Obama.

De esta forma, la criptomoneda iraní surge para evadir las sanciones impuestas por Estados Unidos y de la necesidad de poner un alto a los problemas con la banca internacional producto de la restricciones internacionales a los flujos de capital.

La iniciativa está siendo desarrollada por empresas tecnológicas que trabajan bajo la supervisión del Banco Central de la República Islámica de Irán y la Dirección de Asuntos Tecnológicos y Científicos de la presidencia.

El caso venezolano: El Petro

El anuncio del presidente venezolano Nicolás Maduro de crear una criptomoneda denominada Petro causó sorpresa porque es la primera vez que se propone crear una moneda virtual sustentada y respaldada por la riqueza del país (oro, petróleo, gas y diamantes) y no por el desarrollo tecnológico.

Venezuela también plantea el lanzamiento del Petro.

   

De esta manera, las autoridades venezolanas pretenden neutralizar las sanciones económicas del extranjero y generar una nueva entrada de divisas al país, con el propósito de mejorar la economía e ir avanzando en el ámbito tecnológico, aunque hay muchos aspectos negativos al menos en esta proyecto, ya que Venezuela no cuenta con la tecnología de bloques de Ethereum para minar el Petro como medio de pago para múltiples operaciones, por lo que el proyecto se encuentra atrasado actualmente hasta encontrar una solución al problema.

Islas Marshall tendrá una criptomoneda soberana

El criptoactivo nombrado como “Sovereign” (Soberano) que emitirá las Islas Marshall podrá utilizarse al igual que el dólar estadounidense en su territorio nacional, según establece un primer borrador del Acta de Declaración y Emisión del Sovereing, aprobada por el Parlamento de esa nación, en el cual se autoriza la liberación de una moneda digital basada en la tecnología Blockchain como moneda de curso legal.

- PUBLICIDAD -

Actualmente, las autoridades la pequeña nación del Pacífico Sur están revisando las normativas regulatorias del SOV, y aunque se estableció que su lanzamiento se realizaría a través de una ICO, el mecanismo de venta de los tokens aún está en discusión por su cámara del Senado.

Suecia lanza e-Krona para 2019

Ante la inminente disminución de la cantidad de monedas y billetes en circulación en Suecia, el Banco Central del país nórdico (Riksbank), anunció desde noviembre de 2016 la creación de una moneda digital que será conocida como e-Krona, la cual fue avalada por la vicepresidenta del Riksbank, Cecilia Skingsley.

El Riksbank cree que la e-e-Krona debería ser equivalente a la moneda corriente del país, pero que habrá de usarse para pequeñas transacciones entre consumidores, compañías y autoridades en vista de que Suecia se perfila como una sociedad sin papel moneda.

La e-Krona será respaldada por la plataforma IOTA, según explicó la encargada del proyecto, Eva Julin, quien además adelantó que se negocia con otras 19 compañías para arrancar con esta herramienta económica a partir del 2019.

Como Suecia no está en la zona Euro, no tiene conflicto de intereses con el Banco Central Europeo (BCE), el cual rechazó la idea de que los estados de la Eurozona emitiesen monedas digitales que compitan con el Euro. Esta postura impidió el avance de Estonia, que también tenía planes de lanzar su propia criptomoneda: el Estcoin.

Suiza: la más amigable para las criptomonedas

Suiza, al igual que Suecia, no pertenece a la Eurozona, además es visto entre las jurisdicciones más amigables para las criptomonedas y las Ofertas Iniciales de Monedas (ICO) por lo tanto, la creación de su propia moneda virtual, el e-Franc o criptofranco no entrará en conflicto con las medidas establecidas por el BCE.

El verdadero inconveniente de Suiza es lograr la aprobación de su Cámara Baja del Parlamento Suizo, específicamente del Consejo Nacional. De ser así, la responsabilidad de desarrollar este mecanismo financiero quedará en manos del Ministerio de Finanzas para investigar y finalmente producir el estudio técnico que daría inicio al proyecto.

China también se incluye en el listado de países que intentan migrar a un sistema financiero soportado por los criptoactivos.

   

China plantea un modelo híbrido

La idea que plantea China desde el 2016 para entrar al juego de los Criptoactivos es desarrollar una nueva moneda digital que mantenga las características criptográficas pero que se adapte a la estructura financiera ya existente, todo esto, contario a la postura que mantiene el gobierno en cuanto a las criptomonedas y las ICO.

Sin embargo, los esfuerzos por desarrollar una moneda digital propia en China se inclinan hacia un modelo híbrido, orientado a lograr “un equilibrio entre centralización y descentralización”, a fin de combinar las características principales de un criptoactivo con el sistema monetario existente en el país.

Israel aplicará un Shekel digital

El gobierno de Israel también considera desde diciembre del 2017 la propuesta planteada por su Banco Central Israelí de implementar una moneda digital que tenga el mismo valor que su moneda actual, el Shekel.

La iniciativa similar al estudio realizado por el Banco de Suecia para la creación del e-Krona, no contempla un nuevo criptoactivo sino un Shekel digital. Esta medida forma parte de un conjunto de leyes emitidas por el Ejecutivo para reducir la circulación de dinero en efectivo.

Por otro lado, plantea que las transacciones comerciales hechas con esta nueva moneda (transferencias y pagos) se hagan de manera directa entre los ciudadanos, es decir, sin que intervengan intermediarios; en contraste con las que deben ser realizadas a través de las instituciones bancarias.

Una moneda digital multifuncional en Dubái

Con el objetivo de implementar un nuevo mecanismo de pago de servicios gubernamentales y no gubernamentales, el gobierno local de Dubái hizo pública el año pasado la creación de una criptomoneda propia, llamada emCash.

La criptomoneda naciente sería considerada como moneda de curso legal, lo que permitiría pagar desde el café de las mañanas y el colegio de los niños, hasta los servicios públicos y transferencia bancarias, según explicó el subdirector general de economía de Dubái, Ali Ibrahim.

La meta de este gobierno árabe es aprovechar la tecnología de la cadena de bloques para hacer que las transacciones financieras sean más baratas, rápidas y seguras, además de demostrar las ventajas de la adopción a gobiernos, empresas y clientes.

A esta lista se pueden incluir experiencias similares de países como Japón que busca sumarse a la tendencia de las criptomonedas, implementando el J-Coin; en Kazajistán el Cryptotenge; en Camboya el Entapay; y también en Singapur y Ucrania.

 

- PUBLICIDAD -

Revisa también ...

Veteranos se jubilan llevándose consigo grandes conocimientos tras ser reemplazados por ingenieros ‘Millenials’

Tras jubilarse los ingenieros de la era ‘Baby Boomers’ inmediatamente son reemplazados por profesionistas ‘Millenials’ …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *