Miércoles , septiembre 26 2018

Suscribete gratis a nuestro boletin semanal

VISIONA . DESARROLLADORES . CONECTADOS .

Suscribete nuestro boletin semanal

PATROCINADORES
.
Home / Automatización y Robótica / Muerte causada por coche autónomo de Uber frenó el optimismo del sector

Muerte causada por coche autónomo de Uber frenó el optimismo del sector

Después de la muerte de una persona el pasado mes de marzo en calles de Arizona por un vehículo autónomo de Uber, el segmento parece haber desacelerado su ritmo y ha ocasionado que compañías como Nvidia suspendan sus pruebas de producto.

ElectronicosOnline.com Magazine / Oswaldo Barajas

La primera víctima mortal de un vehículo autónomo ocurrido el pasado mes marzo en una localidad de Arizona, ha desacelerado intempestivamente la marcha de innovación de algunas compañías que han mantenido activas sus líneas de investigación y desarrollo para vehículos autónomos.

 

El coche causante del accidente fue un SUV de la marca Volvo XC90 equipado con cámaras, sensores, módulos de comunicación avanzada y principalmente un software robusto gestionado por Inteligencia Artificial, propiedad de la compañía Uber, que inmediatamente fue notificada del incidente que cobró la vida de la ciudadana estadounidense, Elaine Herzberg, de 49 años de edad, quien al momento del percance atravesaba una zona peatonal controlada por señalética vial.

Ante este hecho, directivos de Uber suspendieron las pruebas piloto que llevaban a cabo en San Francisco, Pittsburgh, Phoenix (EEUU) y Toronto (Canadá), como parte de su documentación técnica en sus primeros vehículos robóticos sin chofer, con el fin de indagar las razones por las que la unidad con IA no tuvo injerencia directa para prevenir o evadir al transeúnte.

Pero no solo Uber decidió cancelar sus pruebas en campo, también el fabricante de tarjetas gráficas Nvidia hizo lo mismo con un proyecto de desarrollo tecnológico el cual estaba ligado al segmento de coches autónomos, pues según afirmó el CEO de la firma, Jensen Huang, la reciente tragedia demuestra que la Inteligencia Artificial aún no está preparada para salir al mercado automotriz.

El accidente de Tempe, Arizona, marcó a la compañía Uber como la primera firma en involucrar un vehículo autónomo en un accidente mortal. En las imágenes se aprecia que la conductora del Volvo XC90 se confió y su expresión de sorpresa al observar que el coche inteligente no se detuvo.

   

De acuerdo a un reporte de la revista Forbes, Jensen Huang fue el encargado de anunciar la interrupción temporal de sus pruebas sobre hardware controlado con algoritmos de IA, pues sostuvo que el incidente penoso de Arizona, reveló la inmadurez tecnológica de los sistemas autónomos y comprobó que la industria deberá invertir más recursos para perfeccionarla.

“Suspendimos porque obviamente hay un nuevo punto de dato como resultado del accidente. Como buenos ingenieros, deberíamos simplemente esperar a ver si podemos aprender algo de esta experiencia. No sabemos si haremos algo diferente, pero deberíamos darnos un tiempo para observar si podemos aprender del evento. No será por mucho tiempo”, precisó el presidente ejecutivo de Nvidia.

En una reseña publicada por el diario norteamericano The New York Times, se sostiene que el hecho se registró alrededor de las 10:00 pm en la localidad de Tempe, cuando el vehículo iba circulando en modo automático y siendo supervisado por una conductora, la cual en los videos rescatados como evidencia se aprecia iba observando por momentos su celular depositando claramente su confianza en el robot.

- PUBLICIDAD -

El sistema gestionó una velocidad no mayor a 40 kilómetros por hora, dentro del límite permitido señalado para esa avenida de 45 km/h, y cuando atravesaba por un tramo que visualmente parece estar en penumbras o sin suficiente iluminación, la señora Herzberg cruzaba la calle caminando junto a su bicicleta cuando de repente fue embestida por la unidad.

Entre las preguntas que actualmente discuten los ingenieros que participan en los diferentes proyectos de desarrollo automotriz con IA, y principalmente el equipo técnico de Uber, está el por qué el sistema compuesto por sensores no pudo detectar con antelación a la mujer.

Jensen Huang, CEO de Nvidia señaló que tras el accidente de Arizona, las compañías deben invertir más dinero y tiempo para perfeccionar estos sistemas autónomos.

   

Del mismo modo, también se investiga la posible responsabilidad de la conductora quien debía permanecer atenta tras el volante al colaborar con Uber en este programa piloto, quien al momento del percance su expresión facial fue de asombro, y otra pregunta emerge para cuestionar el hecho del por qué la señora Herzberg se confió de cruzar la calle considerando que el auto no se detenía.

Mientras todas estas preguntas son analizadas sobre la mesa, diversas compañías tecnológicas y fabricantes de automóviles han neutralizado su notoria impaciencia por ser los primeros en anunciar un sistema de Nivel 5 de autonomía, es decir, un vehículo capaz de no depender de un conductor humano, con un robusto mecanismo de seguridad que prevenga cualquier contingencia poniendo a prueba su perfil inteligente.

El CEO de Nvidia agregó durante su participación en el GPU Technology Conference (GTC 2018) que la industria habrá de garantizar que esta tecnología supere las expectativas del Nivel 5 de autonomía, para ahora sí comenzar con el despliegue masivo de estos robots, y esto tendrá que migrar de las pruebas en laboratorio con métodos virtuales hacia el campo con pruebas reales, pero ya con una madurada tecnología.

“Eso es lo que Nvidia puede divulgar. Sabemos cómo construir mundos de realidad virtual. Podríamos tener miles de esos mundos con miles de escenarios para probar con nuestros automóviles equipados con IA manejándose solos en esos escenarios. Si algo sucediera, podrían enviarnos un correo electrónico y notificarnos lo que sucedió, entonces nosotros saltaríamos inmediatamente a ese lugar para investigar las causas”, puntualizó Jensen Huang.

Cabe mencionar que Uber es una de las organizaciones que más ha manifestado interés en estos automóviles autónomos, pues se ha propuesto a mediano plazo lanzar una oferta de servicio de transporte público totalmente robótico, para lo cual ha invertido ya más de mil millones de euros tan solo para la adquisición de 24 mil coches de la marca Volvo, a los cuales planea incorporar su plataforma de sensores e Inteligencia Artificial para ponerlos a trabajar en su modelo de negocios del 2021.

Aunque han sido limitadas las declaraciones de Uber con respecto al incidente de Arizona, su CEO, Dara Khosrowshahi, simplemente ha enfatizado que los planes de la compañía continuarán después de una breve suspensión, y aseguró que en cuestión de 18 meses las personas volverán a observar vehículos robóticos conduciéndose solos en las calles de las ciudades más importantes del mundo.

- PUBLICIDAD -

Revisa también ...

Estas son las primeras vacas ciborg ¿qué poderes tienen?

La compañía Livestock Labs ha integrado ya los primeros bio dispositivos en vacas, pero el …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *